Del corazón hacia el corazón – “de Granada a Istanbul”

Un amplio y arduo trabajo se esconde (quizá fuera más acertado decir “se manifiesta”) tras las páginas de este libro/disco y en los surcos invisibles marcados por no menos invisibles agujas un gramófono preciso. De aquellos barros, estos lodos; de aquellos silencios, estos sonidos.Conocí a Hamza Castro por medio de la poesía y su sonido. En una especie de transmutación me evocó ancestrales melodías, tal vez desde antes incluso de haber nacido. Hay, desde luego, muchos modos de manifestar el arte, de intentar sintonizar las formas, con la creación, con el alma del ser. Desde un punto de vista místico, quizás estuviéramos hablando de la búsqueda Dios, esté donde esté y cuya forma pudiera ser múltiplo del universo, pero cuyo fondo converge en el ser humano de un modo más o menos parecido. Del mismo modo, y esto es casi sólo atributo de la música o de la pintura, uno puede sentir las mismas sensaciones esté donde esté o haya nacido donde haya nacido y tenga la fe que tenga.Creo que eso es lo que hace grande al arte; su pluralidad; dar color al silencio, poner música en las leves pinceladas de un cuadro, transportarnos en el tiempo y en el espacio, lejos del firmamento para, después del tiempo, encontrarnos a nosotros mismos ¿No le ocurre algo parecido a la poesía? Hamza ha pretendido en este trabajo, en el que ha escogido un reducido pero acertado grupo de artistas (con la salvedad evidente del que esto escribe) llegar al corazón de los demás. Véase si no lo ha conseguido. Lo ha hecho con una selección de temas y textos de corte místico o cuya profundidad así nos lo hacen ver. Todo ello aderezado con el profundo don con el que acaricia su Ney, que da a esta obra un valor en el tiempo. Como sabemos,el tradicional Ney estaba hecho de caña de rió, justamente Ney significa Caña, algunas de ellas han sido encontradas en Arabia, desde Marruecos hasta Pakistán, Persia y Turquía, en pinturas murales en el Egipto de las pirámides y en las excavaciones de Ur. Hablamos de unos 5000 años atrás. Sé de su exigencia para con él mismo, de su exquisitez, de lo que ha trabajado en cada coma, en cada clave, en cada punto. Y en su necesario reposo, el néctar ha de ser por fuerza propicio a Dios y a los hombres.

Las ilustraciones de varios autores ponen un color peculiarísimo. Creo no equivocarme cuando pienso que es uno de los trabajos cuya singular fisonomía lo hace distinto a los demás, con vocación universal, pluralista, desde Granada a Istanbul, pero podría ser también desde esa pequeña parte de fragmento que el orbe reserva a los artistas; desde Granada hasta el corazón de los otros ¿somos los otros tal vez, también, nosotros mismos?.

Si hemos de creer que el futuro lo recrea la mente, deberíamos convenir en que ésta estuviera en sintonía y nada más propio que la música o la poesía. Posiblemente vivamos en un mundo de efectos, de visualizaciones que se hacen ciertas, de pensamientos que se interponen en nuestros caminos. En un concepto más amplio podríamos hablar de tiempo cuántico. ¿No tiene algo de esto la poesía mística, la música hiperincursiva, en el hombre? Creo definitivamente que en este trabajo hay algo de todo esto; la búsqueda de Dios, del amor, del tiempo, de esa patria leve que es la infancia o esa explosión de haber nacido. Esto nos conforma. A eso nos llevan estas líneas, estos sonidos; a uno mismo. Creo también que no se podría apuntar más alto y el lector/auditor dará fe o razón de cuanto aquí se haya dicho o escrito o de cuanto el viento en su sonar dé por digno. Dignas son también la tristeza y la melancolía del espíritu.

Chema Cotarelo Asturias – Poeta y escritor

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s